Blogia
H. Zynisch y los papeles del timonel

Adaptarse

Adaptarse No sé exactamente por qué, pero no me gusta. Bueno, sí que lo sé, pero suena reaccionario decir que adaptar no es crear, y que pocas veces aporta algo más que una reducción de significantes y significado. Pero, si no se oye hablar de alguien que ha hecho una novela a partir de una poesía, ni de una adaptación de una sinfonía de Beethoven al campo de la fotografía, ¿por qué nadie se extraña cuando se adapta todo tipo de obras al cine? Si lo pensamos fríamente, en muy pocas ocasiones estas adaptaciones han tenido valor por sí mismas, y en la mayoría de las veces en que esto ha ocurrido es porque mutaban (de forma necesaria) la intención original de la obra. Blade Runner es un caso paradigmático. En el otro lado, en el lado de la fidelidad al original pero con identidad propia, siempre recuerdo "Apocalypse Now" y, mi favorita, el color del polvo siciliano pegándose a la capa de Burt Lancaster, el principe de Salina, en "El Gatopardo".

Al principio fue la novela, se adaptaron en masa. El cine estaba naciendo y necesitaba surtirse de ideas, de tramas, de guiones. Era lógico, no, era sencillo, buscarlas en la literatura. Todo valía. Hay, como mínimo, una versión del "El proceso" de Kafka, con Anthony Perkins como protagonista. En la actualidad es el cómic, el tebeo, el arte secuencial... tantos nombres, y al final se piensa en ese juego de viñetas y textos como el cine de los pobres tal y como dijo, erróneamente en mi opinión, el maestro Hugo Pratt. El cine, nuevamente sin ideas, busca referencias en elementos de la cultura popular. Es interesante comprobar como cuando nacía, e intentaba pasar de su estadio inicial de atracción de circo (en la época del cine primitivo) a arte narrativo (el cine clásico o modo de representación institucional) expoliaba las arcas de la novela, y ahora, sin embargo, busca anclas en elementos eminentemente visuales y lúdicos como el cómic, los videojuegos y los videoclips. Muchos críticos señalan que esto marca una vuelta a los orígenes del cine: el cine como atracción, como imágen en movimiento que descarta la narración como algo intrínseco. No estoy en contra de esta transformación, pero no quiero ver al Dr Manhattan minimizándose en un hombre azul que anda desnudo por la calle. Por desgracia, esto va a ocurrir, esto está ocurriendo:

Página oficial de la adaptación de Watchmen
Watchmen, en IMDb.com
Watchmen, en comicbookmovie.com
Watchmen, en Las horas perdidas
Watchmen, en EmpireOnline

Y no es el único asalto a la obra de Alan Moore. Tras la debacle de From Hell y además de la citada adaptación de Watchmen, se prepara también V for Vendetta (en IMDb).

Si al menos en Watchmen parece que se intenta seguir un enfoque no demasiado erróneo (el director es Paul Greengrass, el mismo de "El caso Bourne"), en V for Vendetta no me quedan ya esperanzas, tras ver que el director es un personajillo (James McTeigue) especializado en la asistencia en la dirección de despropósitos como "La Guerra de los Clones" y las secuelas de Matrix.

La evolución es la evolución. Tendré que adaptarme.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres